Tratamiento para lesiones cerebrales traumáticas

Escrito por: Abogada Kaitlin Nares

LLAME AL HOY AL (800) 863-5312 PARA HABLAR CON UN ABOGADO DE LESIONES CEREBRALES

Una lesión cerebral traumática puede ser fatal. Puede resultar en un rango de síntomas que incluyen algunos de los siguientes: sensación de malestar, fatiga, dolores de cabeza, migrañas, náuseas desorientación, desequilibrios, vómitos, sensibilidad a la luz o a los sonidos, daño cerebral o incluso la muerte. Si no se trata a tiempo una lesión cerebral, estos síntomas pueden agravarse.

Es importante tomar en serio cualquier lesión cerebral y asegurarse de consultar con un médico lo antes posible. Cuando se trata de una lesión cerebral, puede ser agobiante trata de negociar con las compañías de seguro para obtener una compensación justa por sus lesiones – los abogados de accidentes automovilísticos de Zinda Law Group pueden ayudarlo. Tenemos el conocimiento y los recursos necesarios para ayudarlo a obtener la compensación máxima por sus gastos médicos, daños a la propiedad, pérdidas de ingresos, dolor y angustia y garantizar que está recibiendo el tratamiento que merece.

Llámenos al (800) 863-5312 para una consulta gratuita con uno de nuestros abogados con experiencia en lesiones cerebrales.

¿Cómo puedo saber si tengo una lesión cerebral?

Si estuvo en un accidente y se golpeó la cabeza con el reposacabezas, el volante o la ventana, es importante que consulte con un médico para asegurarse de que no ha sufrido una lesión cerebral. Sin embargo, no es necesario que se haya golpeado la cabeza con algo para sufrir una lesión cerebral.

Su cerebro está flotando en líquido cerebral. Cuando su cabeza se mueve adelante y hacia atrás, o de un lado a otro, conocido también como latigazo cervical, entonces su cerebro puede golpearse contra su cráneo causando una lesión cerebral. Incluso si no se ha golpeado físicamente en la cabeza, si experimenta dolor de cuello, mareos u otros síntomas, es importante que consulte con médico lo antes posible.

Algunas veces, luego de un accidente automovilístico, puede no experimentar ninguno de los síntomas de una lesión cerebral porque su nivel de adrenalina es alto, lo que puede atenuar sus síntomas, o puede tener una lesión en otra parte de su cuerpo que desvía la atención de su dolor. Si padece alguno de los síntomas dentro de una semana luego del accidente automovilístico es importante que consulte con un médico lo antes posible.

Cuando consulte con su médico asegúrese de describir cada uno de los síntomas que está padeciendo, que tan frecuente son, cuan severos,  cuando comenzaron a aparecer y si el síntoma ha incrementado o disminuido en intensidad.

Si es posible, busque atención médica inmediatamente después del accidente automovilístico. Luego del accidente, llame al 911 y dígale al operador que piensa que pudo haber sufrido una lesión cerebral y que necesita de una ambulancia. Los médicos le realizaran un examen del funcionamiento de sus ojos y sus reflejos para determinar dónde se encuentra en la Escala de coma de Glasgow (GCS, por sus siglas en inglés).

La GCS es una escala neurológica que se utiliza para evaluar el nivel de conciencia de una persona luego de una lesión en la cabeza. Un valor de GCS normal no necesariamente equivale a la ausencia de una lesión cerebral. La GCS es utilizada por los paramédicos, enfermeras y doctores en pacientes traumáticos y clínicos agudos. El caso se compone de tres pruebas: respuesta visual, verbal y motora. Un valor de GCS severo es una puntuación de menos de 9, moderada es una puntuación de 9 a 12 y una GCS menor es una puntuación entre 13 y 15. Una puntuación de GCS no predice la recuperación posterior a una lesión aguda en casos de lesión cerebral leve y moderada.

Lesiones cerebrales traumáticas leves

El término leve generalmente se refiere a la gravedad del trauma inicial que causó la lesión. También puede referirse a los síntomas dentro de las primeras 24 horas después de la lesión. El término leve no pretende describir la gravedad a largo plazo de las consecuencias de la lesión. Según el Congreso Estadounidense de Medicina de Rehabilitación, un paciente con lesión cerebral traumática leve es una persona que ha sufrido una alteración fisiológica de la función cerebral con lesión traumática, que manifiesta al menos una de las siguientes alteraciones:

  • cualquier período de pérdida del conocimiento;
  • cualquier pérdida de memoria por eventos inmediatamente antes o después del accidente;
  • cualquier alteración en el estado mental en el momento del accidente (por ejemplo, sentirse aturdido, desorientado o confundido);
  • déficit neurológico focal que puede o no ser transparente.

Las causas de una lesión cerebral traumática leve pueden ser que la cabeza fue golpeada, la cabeza golpeó contra un objeto o el cerebro estuvo sometido a un movimiento de aceleración/desaceleración sin un trauma externo directo a la cabeza.

Un diagnóstico inicial típico de alguien con síntomas de lesión cerebral es una conmoción cerebral. La Academia Estadounidense de Neurología define una conmoción cerebral como una “alteración del estado mental inducida por un trauma que puede o no implicar la pérdida del conocimiento”. Una conmoción cerebral se refiere a una función alterada, mientras que una lesión cerebral traumática leve describe un estado patológico del cerebro después de la conmoción cerebral.

  • Una conmoción cerebral de grado 1 se define como un estado mental alterado que dura menos de 15 minutos sin pérdida del conocimiento.
  • Una conmoción cerebral de grado 2 se define como un estado mental alterado que duró más de 15 minutos sin pérdida del conocimiento.
  • Una conmoción cerebral de grado 3 se define por la pérdida del conocimiento.

Lesiones cerebrales traumáticas moderadas

Una lesión cerebral traumática moderada se define por la pérdida prolongada del conocimiento de más de 15 minutos pero menos de 24 horas.

Lesiones cerebrales traumáticas graves

Una lesión cerebral traumática grave se define por un estado comatoso en el que las lesiones estructurales se revelan mediante neuroimágenes. Una lesión cerebral traumática grave puede ser causada por una fractura de cráneo, hemorragia intracraneal, edema cerebral difuso y afecciones relacionadas. Una lesión cerebral traumática grave tiene una alta probabilidad de reducir la esperanza de vida.

¿Quiénes son los especialistas que tratan la lesión cerebral traumática?

Neurólogo

Un médico con formación especializada en el diagnóstico, tratamiento y manejo de trastornos del cerebro y del sistema nervioso.

Neurocirujano

Médico que realiza una cirugía en el cerebro o el cráneo, a menudo para tratar el sangrado o la hinchazón emergentes en el cerebro que provocarán un daño mayor o la muerte.

Neuropsicólogo

Un doctorado que estudia la relación entre el cerebro y el comportamiento de una persona. Una evaluación neuropsicológica es una evaluación del funcionamiento del cerebro de una persona. Un neuropsicólogo saca conclusiones sobre la integridad estructural y funcional del cerebro de un paciente. Un neuropsicólogo puede relatar cómo los problemas de un individuo son el resultado de una lesión cerebral.

Médico especialista en medicina física y rehabilitación

Conocidos como fisiatras o médicos de rehabilitación, se preocupan por restaurar la capacidad funcional y la calidad de vida.

Otros especialistas incluyen neurorradiólogos, que interpretan pruebas de diagnóstico, especialistas en rehabilitación vocacional y consultores educativos.

¿Cuáles son los distintos tipos de tecnología de imágenes cerebrales?

Tomografía computarizada (TAC)

 Las tomografías computarizadas nos dicen muy poco sobre las lesiones cerebrales no operativas. Detectan fracturas del cráneo y huesos faciales, acumulaciones de sangre e hinchazón o desplazamiento de las estructuras cerebrales.

Imágenes por resonancia magnética (IRM)

Una resonancia magnética cerebral es mucho mejor para detectar lesiones más pequeñas que pueden no involucrar hemorragia y evidencia de lesión axonal.

Imágenes de resonancia magnética funcional (IRMf)

Esta resonancia magnética proporciona datos en tiempo real sobre el metabolismo cerebral durante tareas cognitivas o motoras específicas. Demuestra evidencia de disfunción neuronal mediante la formación de imágenes de cambios regionales en los patrones de oxigenación de la sangre.

Imágenes por tensor de difusión (DTI)

Un DTI crea una imagen de la patología en los tractos de fibras dentro de la sustancia blanca del cerebro, aunque los axones individuales son demasiado pequeños para ser vistos con un microscopio. Un DTI es una modalidad para medir la integridad y conectividad de la materia blanca. La dirección de difusión organizada y específica en la sustancia blanca sana se conoce como anisotropía. La anisotropía fraccionada mide cuánto se desvía la difusión local de la difusión isotrópica (falta de organización direccional). La direccionalidad reducida de la difusión de agua se muestra por una reducción en las puntuaciones de anisotropía fraccional en los sitios de lesiones por ruptura axonal traumática lo que indica una pérdida de la integridad de las fibras microestructurales.

Espectroscopia de resonancia magnética nuclear (RMN)

Un RMN proporciona imágenes que ilustran el metabolismo cerebral funcional y podrían potencialmente usarse para delinear los cambios psicológicos observados en las conmociones cerebrales. Una RMN utiliza datos de metabolitos de áreas del cerebro para proporcionar una evaluación de las alteraciones neuroquímicas después de una lesión cerebral. Identifica cambios en las proporciones de NAA/creatinina y colina/creatinina que indican una lesión cerebral en aquellos que han experimentado una lesión cerebral traumática, incluso cuando no se observa ninguna lesión estructural en la resonancia magnética. Identifica alteraciones metabólicas después de una lesión cerebral.

Electroencefalografía (EEG)

Un EEG mide la actividad eléctrica espontánea del cerebro durante un corto período de tiempo, generalmente de 20 a 40 minutos, según lo registrado por múltiples electrodos colocados en el cuero cabelludo.

Magnetoencefalografía (MEG)

Esta es una técnica de neuroimagen funcional para mapear la actividad cerebral mediante el registro de campos magnéticos producidos por corrientes eléctricas que ocurren naturalmente en el cerebro, utilizando magnetómetros muy sensibles.

Tomografía por emisión de positrones (PET)

Esta prueba es para lesiones cerebrales traumáticas graves. Toma imágenes del metabolismo cerebral funcional.

Tomografía computarizada por emisión de fotón único (SPECT)

Esta prueba es un trazador radioactivo para detectar anomalías en el flujo cerebral.

ZINDA LAW GROUP BUSCA LA MÁXIMA COMPENSACIÓN POR LESIONES CEREBRALES

En Zinda Law Group, nuestros abogados con experiencia en lesiones cerebrales tienen el conocimiento y los recursos necesarios para ayudarlo a construir el caso más sólido posible y buscar la compensación a la que puede tener derecho.

Nuestra firma cree que una víctima lesionada nunca debería tener que preocuparse por su capacidad para pagar una excelente representación legal. Es por eso que ofrecemos consultas completamente gratuitas y usted no tendrá que pagar ni un centavo a menos que logremos un acuerdo, sentencia o veredicto favorable para su reclamo por lesiones personales. Esa es nuestra garantía sin cobros por adelantado.

Si usted o un ser querido ha sufrido lesiones debido a un accidente automovilístico, llame a Zinda Law Group al (800) 863-5312 para una evaluación de caso totalmente gratuita con nuestros abogados.

Las reuniones con un abogado están disponibles solo con cita previa.